“Equivocarse es un defecto común, pedir perdón una virtud de pocos”.

Se veían de nuevo las caras casi todos los concejales en el pleno ordinario de noviembre celebrado en la tarde de ayer. Un pleno más protocolario que de gestión pues los puntos del orden del día podían haberse tratado en otro momento.

Unos y otros hicieron referencia a los plenos del jueves lanzándose acusaciones sobre la bochornosa actuación que se dio lugar ese “jueves negro” para la vida política de Baena.

Tras el anuncio por parte de la presidencia del pleno del orden del día, toma la palabra el portavoz de izquierda unida, Sr. Bazuelo que recrimina duramente la actuación del equipo de gobierno poniendo en duda la actitud de una concejal de su grupo en los plenos del pasado jueves. Esta presión a la que ha sido sometida la concejal, según Bazuelo, ha provocado una baja por ansiedad y su ausencia del pleno de ayer. Por tanto, grupo municipal, en solidaridad con la compañera ha abandonado el pleno.

En el orden del día del pleno dos puntos con algo más de interés el apoyo a la declaración de la PAC y la moción para rechazar el transfuguismo. Votadas ambas por unanimidad.

En el punto de ruegos y preguntas se volvían a enfrascar en acusaciones, a recordar la situación del jueves. Al parecer les gusta ese momento de exposición pública en vez de pasar de puntillas. Nadie, se salvó el pasado jueves del espectáculo lamentable que se dio en el pleno. En vez de apaciguar, parece que les gusta reavivar polémicas.

En las conclusiones, la señora alcaldesa debería sustituir el “póngase a trabajar” por el “pongámonos a trabajar”.  Cristina Piernagorda debería tener mucha más mano izquierda, si quiere más colaboración por parte de la oposición, pues no tiene mayoría para sacar adelante todos los proyectos que necesita Baena. El primero y más importantes son los presupuestos para el próximo año.

El equipo de gobierno deberá dialogar consensuar y llegar acuerdos con el resto de las formaciones políticas para sacar adelante los Presupuestos del 2021 lo antes posible. Y la oposición trabajar también para ello, para así demostrar que todo el mundo trabaja por el bien de los intereses de vecinos y vecinas de Baena y Albendín.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.